La mejor parte de mi día es tomar te y leer

… así es como hago las malditas cosas.

 

Tengo un truco que uso todos los días para mantenerme productivo y no volverme loco. Es casi un ritual, y me ayudó a convertir mi Blog en lo que es hoy , con cientos de miles de lectores mensuales, crear una agencia galardonada y obtener varios logros interesantes.

 

Todos los días, me siento y programo mi hora del té. Bloqueo una hora entera en mi calendario, sin importar cuántos deadlines o temas críticos estén pendientes.

 

En esa hora, me preparo una tetera. Actualmente, estoy tomando té Chai ( NdeT: Te negro con especias de la India ). Me siento en mi sofá con un libro, un resaltador, una lapicera y mi taza de té, para leer, tomar notas, beber mi té, inhalar los aromas y concentrarme solamente en 3 cosas:

 

  • Disfrutar y aprender de mi libro
  • Relajarme bebiendo mi té
  • Evitar todo contacto con la tecnología

 

Esta es mi parte favorita de mi día, todos los días. Ataco mi libro con el resaltador, y me sumerjo en él solamente para …

 

Ser.

 

No hay notificaciones urgentes, nada por lo que tenga que preocuparme o estresarme (porque simplemente no dejo que suceda durante esa hora) y mucho para leer y pensar.

 

Hacer esto me permite:

 

  • Ser más productivo . Me inspiro con lo que estoy leyendo y estoy listo para implementar ideas y aplicar nuevos pensamientos.
  • Estar más relajado y ser capaz de manejar tanto el estrés como la negatividad
  • Ser mas consciente de por qué estoy haciendo el trabajo que hago (creo que es el hecho de que me siento más conectado con lo que realmente amo de la vida perdido en la profundidades de un buen libro y la calidez de una buena taza de té)
  • Estar menos enfocado en la tecnología y en la gratificación instantánea

 

Cuando empece a hacer esto, fue porque estaba jodidamente deprimido.

 

Si sos uno de los que ha leído este blog desde hace algún tiempo, seguramente sabrás que la depresión es algo de lo que nunca he podido escapar. Incluso cuando tengo periodos notablemente positivos y activos, siempre soy muy consciente de que otra mala época podría estar a la vuelta de la esquina.

 

Cuando empecé a reservar tiempo para el té y la lectura, había pasado por un período en el que no había leído un solo libro en más de 6 meses. Estaba viendo porno. Viendo la televisión. Tomando lo que me sobraba de cerveza en mis desayunos. Ese no era un buen cuadro, y no fue una gran experiencia, y yo estaba ok con lo que estaba viviendo, pero sabía que tenía que terminarlo de alguna forma.

 

Así que, inicialmente, comencé solo apagando mi teléfono, mi televisor y mi laptop tratando de sentarme y hacer algo que me hiciera olvidar toda esa basura. Agarré un libro. Y leí. Tenía frío. Así que me hice una taza de té. Y comencé a sentirme mejor.

 

No fue el resultado de tratar de convertir mi vida en algo positivo y no estaba pensando en el ROI de las hojas de té y las páginas del libro. Vino de forma natural, y marcó una gran diferencia. Para mí, esa es la belleza de un hábito diario saludable.

 

Desde que empece a hacerlo, he estado más enfocado, mi mente se ha ampliando constantemente, principalmente por el hecho de estar exponiéndola a nuevas ideas provenientes de nuevos libros en un entorno nuevo (y más positivo). He estado más relajado y listo para trabajar que nunca, sin sentirme influenciado por algún sentimiento extra.

 

Si queres darle una chance, es un hábito diario bastante fácil de seguir …

 

  • Tenés que convertirlo en una prioridad. Una verdadera prioridad. Colocándola por encima de todo lo que tengas que hacer en tu día.
  • Tenes que comprometerte con los 3 límites expuestos. Leer. Beber. Nada de tecnología.
  • Esto, para mí, solo funciona con el té. El café me estimula y el vino me emborracha.

 

Aquí esta un escrito que amo. Es de George Orwell ( el autor de “1984”) sobre cómo hacer té : George Orwell’s 11 golden rules for making tea

 

No sabés nada sobre el te ? Este es un buen comienzo: A Guide to Types of Tea – The Epicentre

 

 

Enlaces Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *